Una fortaleza para sus documentos, con una caja fuerte

en

Todos tenemos documentos valiosos: títulos de propiedad de viviendas, de coches, joyas familiares, objetos con gran valor sentimental, en fin muchos objetos que merecen estar en una caja fuerte.

 

Caja fuerte, concepto, características y funcionamiento

 

Una caja fuerte consiste en un compartimiento que cuenta con una serie de características que lo convierten en un espacio imposible de violentar, por lo que para poder abrir este compartimiento es necesario conocer la clave que desbloquea la puerta.

 

La caja fuerte en general, posee una serie de características que hace que su estructura en forma de cubo sea muy particular, y es que tiene una estructura en la que combina 3 diferentes materiales, los cuales son los responsables de su fuerza y resistencia, estos materiales son: acero, cemento y tierra de infusorios.

 

Estos 3 elementos se unen de la siguiente manera: el cemento y la tierra de infusorios se mezclan para obtener la dureza y peso que caracterizan a las cajas fuertes, cubierta por acero, que es el material metálico que se expone en toda la parte externa de la caja.

 

La caja fuerte tradicional cuenta con un candado muy especial, y es que está formado por 4 ruedas de diferentes tamaños, siendo estas ruedas las que permiten que el usuario ingrese la combinación y pueda abrir la puerta de esa fortaleza.

 

Qué ventajas ofrece una caja fuerte

 

La caja fuerte es un accesorio de seguridad que puede ofrecer grandes ventajas a su dueño, las cuales puede consultar con su cerrajero de confianza, antes de tomar la decisión definitiva de adquirir una.

 

Algunas de las ventajas que puede disfrutar al instalar una caja fuerte son:

 

  • Puede guardar cualquier objeto o documento que considere de alto valor, económico o sentimental para usted.
  • Este tipo de caja, además de proteger el contenido de las manos de los ladrones, también los protege de eventos naturales, tales como inundaciones, terremotos e incendios.
  • La seguridad de la caja fuerte brinda la posibilidad de conectar una alarma con la cerradura de la caja fuerte, de esta manera si el ladrón logra llegar hasta ella e intenta violentar la cerradura, esta alarman enviará la señal al departamento que corresponda, permitiendo la posibilidad de atrapar a los ladrones en plena acción.

 

Los tipos de caja fuerte más utilizados

 

El mercado ofrece una serie de modelos de cajas fuertes, siendo los más recomendados por un cerrajero en el raval profesional de su preferencia:

 

Caja fuerte de sobremesa: Estas suelen estar a simple vista, pueden simplemente colocarse en el suelo o en cualquier otra superficie, pueden ser de diferentes tamaños y son muy pesadas.

Caja fuerte de empotrar: Para instalar este tipo de cajas fuertes, es necesario hacer una remodelación en su propiedad para poder insertar la caja fuerte en su pared.

Caja fuerte ignífuga: Su característica especial, es que además de proteger contra los robos, también se trata de una caja fuerte muy resistente al fuego.

Caja fuerte camuflada: Este tipo de caja fuerte cuenta con una gran cantidad de diseños, ya que está creada para disimularse en cualquier parte de la vivienda.

Caja fuerte de suelo: Es similar a la caja fuerte de empotrar, sólo que el trabajo que se realiza para insertar la caja fuerte, debe hacerse en el suelo.