PUERTAS MAGICAS

Las ingeniosas puertas diseñadas por el austríaco Klemens Torggler. Llamar a estas creaciones puertas es casi un insulto porque en realidad no son solo eso: son auténticas piezas de ingeniería, mitad escultura cinética, mitad accesorio práctico que nos permite entrar o salir de una estancia, este diseñador austríaco camina de un lado al otro de la puerta y, con un simple movimiento de muñeca, activa una curiosa estructura rotatoria, bien sea para abrir o cerrar, Torggler lleva construyendo estas puertas desde 1997. Este tipo de puertas son para ser usadas en edificios modernos, mansiones modernas, pero difícilmente sean consideradas hasta el momento para ser usadas en hogares comunes y corrientes de cualquier ciudad. Los cerrajeros nos cuentan más.

Algunos de los modelos de este tipo de puertas

Puertas mágicas con el sistema de doble varilla en acción.

Este es en realidad uno de los diseños más sencillos de entender. Consiste en dos hojas superpuestas. Se abren y cierran gracias a las dos varillas metálicas que las atraviesan en diagonal. Estas varillas logran que ambas hojas roten ancladas a uno de sus vértices.

Puertas mágicas con el sistema de curva epitrocoide.

Es un diseño mas complejo y geométrico el cual consiste en una rueda y un panel curvado. La rueda se mueve a lo largo de este panel curvado cuando se abre o cierra la puerta.

Puertas mágicas con el sistema en triángulos.

Es un diseño que tiene características   hipnóticas. Cada hoja de la puerta se divide en dos partes en diagonal, en dos triángulos. Las dos esquinas se juntan sobre un engranaje rotatorio que consigue doblar y desplazar las hojas. El peso de los triángulos hace el resto.

Puertas mágicas con el sistema de pantalla.

Esta puerta mágica es uno de los diseños más complejos ideados por Klemens Torggler. se encaja alrededor de un tubo metálico central, fijado al suelo y al techo. A cada lado del panel central hay otros dos que, girando sobre sí mismos, crean una pantalla completa a modo de pared.

Puertas Mágicas del siglo XXII

Son las puertas que se ven en las películas de Doraemon y se le conoce con el nombre de puerta cualquier- parte. También se han visto en las películas de viaje a las estrellas, en realidad son puertas trasportadoras que llevan a las personas a otros planetas y lugares. Estas puertas de la ficción tienen marcos como si fueran puertas abatibles, se imaginan lo genial de disponer de estas puertas, evitaríamos el uso de aviones y trenes todo sería más rápido. Pero haciendo una evocación a los viajes espaciales que usan los huecos de gusano para acortar la distancia interestelar. Según las películas de ficción estas puertas pueden llevarte a cualquier parte del universo hasta distancias máximas de diez mil años luz. A veces en algunos capítulos se deja ver escenas donde estas puertas transportadoras dejan de funcionar por efectos electromagnéticos o por deficiencia energética, dejando a los personajes en peligro hasta lograr arreglarla y programar el regreso a su sitio original de partida